La página de Facebook «Tengo un problema en el restaurante» resume una conferencia compartida en Instagram por el Chef Fernando Catalán con Miguel Rodríguez, Asesor Gastronómico Internacional.

A continuación compartimos el texto extraído de esta página educativa que explica los detalles que se deben considerar a la hora de abrir las puertas a los comensales.

Foto de Kaboompics .com

Foto de Kaboompics .com

Mientras pasan los días de la cuarentena. Me pregunto, ¿cómo podrá el sector gastronómico retomar actividades?

Revisa tus gastos y calcula cuantos meses puedes resistir sin ventas.

¿2 meses? ¿Un mes?

Si las ventas se mantienen al 30% de lo normal hasta fin de año. ¿Tienes dinero suficiente para cubrir tus gastos de operación? ¿Cuántos meses puedes resistir? ¿3 meses? ¿2 Meses? Ni un mes.

Si se ponen restricciones de cantidad de personas en tu local (Aforo). ¿Puede resistir tu local con el 50% de su capacidad?

¿Cuántas personas de tu equipo puedes mantener y por cuento tiempo?

CUIDANDO AL CLIENTE

Al reabrir tu restaurante, es posible que tengas que implementar medidas para asegurar la salud de tus clientes.
Medicas como la utilización de artefactos para medir la temperatura, mantener distancia social, etc.

Si estas medidas no se manejan hábilmente, puedes hacer que ir a tu restaurante sea muy molesto.

Por dar un ejemplo, pones a una persona para medir la temperatura de los clientes con un termómetro a distancia en la recepción de tu restaurante.

Más vale que esta persona sea amable y muy hábil para acomodar a los clientes mientras esperan ser atendidos, caso contrario, tendrás una fuente de molestias que antes del corona virus no tenías en tu restaurante.

Otro ejemplo. ¿Cómo manejará tu restaurante la entrega del menú?
¿Sera que los clientes van a querer agarrar con sus manos un menú? ¿Cómo puedes garantizar que no han sido tocado por una persona con Corona Virus?

Esto exigirá tener opciones: Tal vez un menú con código QR que pueda ser escaneado en el celular de tu cliente o tal vez tener un menú en papel descartable.

ORDEN Y LIMPIEZA

Las zonas limpias y zonas sucias de un restaurante normalmente están delimitadas, pero pueden entrar llegar a entrar en una zona gris cuando hay mucha actividad.

Es de vital importancia repensar este tema para garantizar la salud de todos con orden y limpieza.

CONTROLES DE SALUD

Otro aspecto importante es implementar algunas medidas para verificar la salud del personal que trabaja en tu restaurante.

¿Habrá alguna forma de hacer pruebas de corona virus a tu personal cada 15 días?

¿Se puede hacer estas pruebas a un costo razonable?

¿Esto lo pagara el estado? ¿Lo tendrás que pagar tú?

CONTROL DE COSTOS, MERMAS Y ROBOS

Los meses que vienen serán difíciles, por lo que es importante prestar atención al uso de los recursos.

¿Qué cantidad de desperdicios se generan?

¿Es posible re-aprovechar los saldos de ingredientes que quedan después de preparar cada plato?

También es importante prestar atención a los ingredientes que se pierden o se roban y para ello debes tener un método confiable de control de costos.

Si no llevas de forma ordenada la utilización de materiales difícilmente podrás controlar tus costos.

Y esto lo puedes hacer de forma manual o utilizando tecnología (Software), pero debes hacerlo.

MARKETING DE TU RESTAURANTE

Es fundamental repensar la forma en la que mantendrás a tus clientes actuales y atraerás a nuevos clientes.
¿Tiene tu negocio una estrategia de marketing? ¿Tiene tu negocio una estrategia de marketing online?
¿Tendrás que cambiar los precios?
¿Es una opción bajar los precios? ¿Te conviene bajarlos?

Bueno posiblemente estos no son todos los temas que conversaron Fernando Catalán y Miguel Rodríguez, pero son los que yo consigo recordar.

Espero que te sean de utilidad. Si no conseguiste asistir a esta charla, te recomiendo que la próxima vez que organicen una, asistas.

Mis agradecimientos a Fernando Catalán y Miguel Rodríguez por el brillante aporte al sector gastronómico.

PD. Puedes seguir en Instagram Fernando Catalán en @Fer_chef_bolivia y a Miguel Rodríguez en @ebullicionar