El proyecto de Ley de Emergencia Sanitaria, que será tratado por el pleno de la Cámara de Diputados, plantea cinco ejes para atender la segunda ola de la pandemia del COVID-19 en el Estado Plurinacional de Bolivia. La 44 Sesión Ordinaria está convocada para las 08:30 de este viernes.

“Mañana, estaremos tratando este proyecto de ley. Esperamos aprobarlo hasta mediodía”, indicó el presidente de la Cámara de Diputados, Freddy Mamani, en conferencia de prensa.

El proyecto de ley que fue enviado por el presidente Luis Arce a la Asamblea Legislativa Plurinacional tiene el objetivo de proteger la salud pública, además de establecer que el Ministerio de Salud y Deportes, dentro del ámbito de sus competencias, podrá adoptar las medidas previstas como la inmunización, servicios, contrataciones entre otros.

“Necesitamos trabajar de manera conjunta y todos debemos enfrentar esta pandemia; por eso, se va a reactivar todo este trabajo”, dijo Freddy Mamani.

El proyecto de Ley de Emergencia Sanitaria cuenta con 36 artículos, una disposición adicional, tres disposiciones transitorias, y tres disposiciones finales.

Consejo nacional estratégico para emergencias sanitarias

La conformación de un consejo nacional estratégico para emergencias sanitarias es una de las primeras acciones que se propone en el documento. El fin es contar con una instancia consultiva con carácter multidisciplinario encargada de la articulación y coordinación interinstitucional de políticas públicas.

Este consejo estará conformado por los ministerios de la Presidencia, de Salud y Deportes; de Economía Finanzas Publicas; de Gobierno; de Defensa; de Justicia y Transparencia Institucional; de Planificación para el Desarrollo; de Obras Públicas, Servicios y Vivienda; de Hidrocarburos y Vivienda; Hidrocarburos y Energías; de Relaciones Exteriores, y el Ministerio de Desarrollo Productivo y Economía Plural.

La inmunización

Según el proyecto de ley, el Ministerio de Salud y Deportes será el responsable de definir las políticas y la regulación de su implementación del proceso de inmunización que se caracterizará por la gratuidad.

La inmunización tendrá carácter voluntario y se aplicará previo consentimiento informado. En el caso de los menores de edad, debe existir autorización de los padres. Así lo establece el Artículo 15 del proyecto.

La medida la aplicará el Estado Plurinacional de Bolivia luego de recibir las 20 mil dosis de las vacunas Sputnik V contra el COVID-19 procedentes de Rusia como parte del primer envío a gestión del Gobierno del presidente Luis Arce.

El objetivo es lograr un proceso médico para que las personas beneficiarias de la inmunización se hagan resistentes a la enfermedad mediante administración de la vacuna, entre otras medidas.

Medicamentos, registros y servicios de salud

Otra de las acciones planteadas es el control a los precios de los medicamentos mediante la Agencia Estatal de Medicamentos y Tecnologías en Salud en coordinación con los laboratorios farmacéuticos industriales del país. Se establece también el aislamiento por 14 días para personas que ingresen a territorio nacional.

Además, se autoriza el uso de la medicina tradicional. También, se aplicará un procedimiento abreviado para la emisión del Registro Sanitario en caso de productos nacionales como pruebas de diagnóstico, las vacunas, medicamentos, dispositivos médicos, reactivos. Asimismo, se prohíbe todo tipo de protesta o huelga que impida las labores normales en los servicios de salud.

“Durante el tiempo de vigencia de la declaratoria de emergencia sanitaria, no podrán ser interrumpidos los servicios del sistema nacional de salud como consecuencia de paros, huelgas, protestas, jornadas académicas u otras análogas”, se lee en el Artículo 19.

Contrataciones y despachos aduaneros

El Ministerio de Salud y Deportes podrá simplificar los requisitos y procedimientos para la contratación de personal médico. Se autoriza a la Aduana Nacional el proceder al despacho aduanero en un tiempo máximo de 24 horas en casos de insumos, medicamentos, equipamiento médico.

La importación de pruebas diagnósticas, vacunas, medicamentos, insumos, reactivos y equipos médicos necesarios para la prevención y contención de emergencias sanitarias efectuada por el sector público estará exenta del pago de tributos aduaneros. No requerirán de declaración y el control de la administración aduanera será al mínimo necesario.

Régimen sancionatorio

El Artículo 35 del proyecto de ley determina que las infracciones a las medidas sanitarias serán consideradas como infracciones a la salud pública y quienes incurran en esas faltas recibirán sanciones pecuniarias, de servicio social o de aislamiento sanitario. Se prohíbe la detención física y el decomiso de bienes.

El parámetro de las sanciones será desde 50 hasta 1.000 unidades de fomento a la vivienda (UFV) en el caso de personas naturales, es decir entre Bs 117,9 y Bs 2.358,53. En el caso de personas jurídicas, la sanción será desde 1.000 UFV (Bs 2.358,5) hasta 10.000 UFV (Bs 23.585,3).