El alcalde de La Paz, Luis Revilla, dio positivo al coronavirus por segunda vez y se encuentra estable y aislado en su domicilio en esa ciudad boliviana que es la sede del Gobierno y el Parlamento nacional.

Revilla recibió en las últimas horas «el informe de laboratorio que confirma el diagnóstico positivo, después de que se hizo la prueba respectiva debido a algunos síntomas» que le hicieron sospechar que podría haber enfermado nuevamente, señala un comunicado difundido este domingo por el Gobierno Municipal paceño.

El burgomaestre ya recibe «el tratamiento y la asistencia médica necesarias para superar nuevamente esta enfermedad», indica la nota.

El municipio recordó que Revilla ya estuvo enfermo en julio pasado, cuando permaneció aislado durante 22 días y recibió tratamiento domiciliario antes de recibir el alta médica.

Bolivia reportó once fallecidos y 1.070 nuevos contagios de la covid-19 el sábado, con un acumulado de 9.186 muertes y 162.055 casos desde marzo pasado, cuando se detectaron los primeros positivos en el país.

La mayoría de casos nuevos se registraron en los departamentos de Santa Cruz, con 426, y La Paz, con 386, según el último reporte del Ministerio de Salud.

Luego de unos tres meses con cifras bajas de contagios, el país ha vuelto a reportar en los últimos días más de mil casos diarios, lo que levantó las alarmas en las principales regiones y ciudades que empezaron a aplicar algunas medidas de contención.

Santa Cruz, la mayor ciudad boliviana y la más golpeada por la covid-19, cumplió este fin de semana un confinamiento estricto para detectar posibles casos y repartir medicamentos.

El Gobierno de Luis Arce levantó a principios de diciembre las restricciones para eventos masivos que rigieron desde marzo pasado, con el fin de reactivar la economía del país, una medida que estará vigente hasta el 15 de enero.

El Ejecutivo boliviano también firmó recientemente un contrato para la adquisición de 5,2 millones de dosis de la vacuna Sputnik V cuya primera entrega se espera para marzo próximo.

Además prevé aplicar pruebas masivas para detectar tempranamente la enfermedad y ha dispuesto restringir hasta el próximo 8 de enero el ingreso de pasajeros provenientes de Europa para evitar un rebrote mayor y el ingreso de la nueva variante de la covid-19 identificada en el Reino Unido.

Los ministros de Gobierno (Interior), Eduardo del Castillo, y de Salud, Édgar Pozo, informaron este domingo sobre algunas acciones conjuntas con las Fuerzas Armadas y la Policía contra el nuevo coronavirus.

Entre estas acciones está la activación del sistema policial de seguridad ciudadana para atender llamadas de urgencia relacionadas con casos de la covid-19 y la distribución de pruebas a cargo de militares.