Noche histórica para el Fortnite Battle Royale. El videojuego multiplataforma, que se ha convertido en todo un fenómeno mundial entre deportistas, organizó su primer ‘World Cup’ donde participaron cientos de pro-gamers (partidas en dúo y solitario) que compitieron por una bolsa de dinero de 30 millones de dólares en concepto de premios.

Thiago ‘King’ Lapp, quinto mejor jugador del mundo del Fortnite World Cup tiene 13 años, es argentino y ha ganado en una tarde 950.000 dólares. Durante una de las seis partidas que se disputaron en Nueva York, se cargó de manera espectacular a Tfue, el jugador más famoso de Fortnite.

El estadounidense Kyle Giersdorf, más conocido por su nombre de usuario Bugha, fue el ganador de la modalidad individual de los campeonatos mundiales de Fortnite y se embolsó 3 millones de dólares.

Publicada en Marca