Con mi hermosa familia y junto a mi papá preparamos esta deliciosa lasagna de berenjena; sin carne, sin cremas y sin embutidos.

Esta receta es súper deliciosa, nutritiva y bueno no aseguro que sea baja en calorías porque nos gusta con muchísimo queso!

Pero la comparto para que puedan replicarla y comer más saludable y libre de carnes.

Ingredientes:

  • 3 berenjenas grandes fileteados
  • 5 tomates grandes en cubito sin piel y sin semilla
  • Puré de 2 tomates naturales sin piel y semillas o de lata
  • 1 pimentón rojo en cubito
  • 3 cebollas grandes en cubito
  • 1 envase de tomate deshidratado
  • 2 ajos picados
  • Aceite de oliva
  • Sal, pimienta, orégano
  • 300 gr queso mozzarella, 300 gr dambo y 200 gr parmesano rallado

Preparación:

  1. Filetear las berenjenas y remojarlas en agua con sal x 1 hr y luego enjuagar y secar. Grillar las berenjenas. Reservar.
  2. En una olla cocer las cebollas, ajo y oliva, hasta dorar. Añadir el tomate y seguir revolviendo. Colocar el pimentón y el puré. Si gustas la salsa de tomate en lata (pero es hacer trampa!)
  3. Revolver, sal pimentar, añadir orégano. Rectificar sabores. Probar y no dejar de revolver para no quemar.
  4. Una vez cocido, embadurnar la fuente con oliva, colocar una capa de salsa, una de berenjena, una de mozzarella y repetir, pero intercalar con el dambo.
  5. De último, la capa final debe ser de queso parmesano y los tomates deshidratados por encima.
  6. Hornear en horno caliente a 220 gC, hasta derretir y unificar todo (35 min aprox).
  7. Sacar, dejar reposar unos 20 min (para que no se deshaga al servir)
  8. Y el mejor paso de todos: cortar, servir y comer desesperadamente! Jaja mentira, coman con calma así no se queman!

Espero les guste y disfruten!