Un enfermero denunció el hecho y lamentó que los efectivos del orden hayan seguido disparando cuando él brindaba primeros auxilios a los heridos.

Efectivos de la Policía y de las Fuerzas Armadas (FFAA) desbloquearon violentamente este martes las movilizaciones de los manifestantes de la zona de Senkata, distrito 8 de El Alto, en inmediaciones de la planta de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB), donde un hombre resultó muerto en circunstancias aún no esclarecidas y al menos cinco personas resultaron heridas.
“Ver morir a un compañero de esa forma, porque murió en mis manos, es un tiro de bala que salió, estaba en el corazón, que triste ver así”, reportó al medio internacional Rusia Today, Aiben Guaranca, personal de salud que acudió a la zona a colaborar a los heridos.
El enfermero informó que mientras brindaba los primeros auxilios al entonces herido, seguían los disparos de los uniformados sin reconocer que era personal de salud.
  ANF