El Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) en Bolivia, a partir de un estudio realizado en el departamento de Chuquisaca, alertó este martes sobre la ausencia y la urgencia de impulsar una política pública que permita atender y proteger a las y los hijos de las víctimas de feminicidio, por la situación de alta vulnerabilidad en la que se encuentran después de que han quedado en la orfandad.

El «Estudio sobre niñas, niños y adolescentes huérfanos por feminicidio en el departamento de Chuquisaca», realizado por el Centro Juana Azurduy con el apoyo de UNFPA, analiza las condiciones de vida de niños, niñas y adolescentes huérfanos por casos de feminicidio ocurridos en esa región, entre 2013 y 2018 (19 feminicidios, de los cuales en 12 casos la víctima tenía hijos e hijas).

El documento señala que, en la reflexión y el análisis del feminicidio, hay víctimas invisibles, las hijas y los hijos de las mujeres asesinadas, niños, niñas y adolescentes que no solo tienen que sobrevivir en la orfandad materna, sino que, muchas veces, son objeto de disputas legales.

El estudio analiza el proceso de reubicación familiar de los menores que es altamente complejo. Para la asignación de la guarda legal, la Defensoría debe hacer las evaluaciones del niño, niña o adolescente y buscar a la familia ampliada para el acogimiento de emergencia. Si no se encuentra a la familia ampliada, sólo como última medida, se solicita el acogimiento temporal en un hogar de acogida.

UNFPA afirmó que el estudio permitirá la reflexión necesaria sobre la situación de desamparo y falta de protección desde el Estado hacia estas y estos hijos e hijas de las víctimas de feminicidio e hizo un llamado a impulsar políticas de protección urgentes y medidas que permitan el ejercicio pleno de sus derechos.

Según el oficial de proyectos del UNFPA en Chuquisaca, Rolando Encinas, la investigación también evidencia la vulneración a los derechos de esta población, con el componente adicional de que sufren revictimización por el sistema de justicia.

«Los huérfanos son una población altamente vulnerable que en muchas ocasiones quedan bajo tenencia del victimador de su madre», complementó Encinas.

UNFPA, como parte del Sistema de Naciones Unidas, trabaja en la promoción de los derechos sexuales y reproductivos, la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres.